NUESTRO TRATAMIENTO

How it Works

¿En qué consiste el tratamiento ExAblate?

Los ultrasonidos focalizados y guiados por RM (ExAblate) son un procedimiento terapéutico que combina dos técnicas demostradas: los ultrasonidos de alta intensidad focalizados y guiados por resonancia magnética.Los ultrasonidos de alta intensidad focalizados (FUS, focus ultrasound) generan calor en el punto focal para reseccionar o quemar el tejido del mioma uterino. El equipo de RM constituye los ojos del tratamiento, posibilitando la identificación por parte del médico de la diana y reseccionándola fácilmente.

Las ondas ultrasónicas pueden penetrar la piel y llegar al tejido del mioma uterino sin la necesidad de practicar incisiones y haciendo que el tratamiento sea completamente no invasivo.

 

  

No hay cortes ni incisiones. No precisa anestesia general, no hay cicatrices y las complicaciones son mínimas, en comparación con los procedimientos quirúrgicos.

El tratamiento se puede realizar de forma ambulatoria. Usted podrá retomar sus actividades diarias en unos días. Este tratamiento no precisa hospitalización y es una alternativa eficaz a la cirugía y los tratamientos hormonales.

Su útero permanece intacto y, por ende, su fertilidad. Existen varios casos documentados de embarazos posteriores al tratamiento, por lo que no se prevé que el tratamiento arruine sus planes anteriores de ser madre.

El tratamiento ExAblate puede considerarse en pacientes que busquen opciones terapéuticas para los miomas uterinos que preserven la fertilidad. Un embarazo con la presencia de miomas uterinos conlleva determinados riesgos, que podrían incluir abortos espontáneos, posición fetal y placentación anómalas, hemorragia posparto y un posible aumento del riesgo de parto mediante cesárea. Se dispone de datos limitados sobre el desenlace de los embarazos en referencia a la seguridad gestacional tras el tratamiento ExAblate en mujeres que desean ser madre. Usted puede presentar un riesgo elevado de padecer complicaciones como parto prematuro, parto por cesárea, hemorragia posparto y desgarro uterino. Si se queda embarazada después del tratamiento ExAblate, debe ponerse en contacto inmediatamente con su [médico].

1. No invasivo y seguro.

No hay cortes ni incisiones. No precisa anestesia general, no hay cicatrices y las complicaciones son mínimas, en comparación con los procedimientos quirúrgicos.

2. Recuperación rápida.

El tratamiento se puede realizar de forma ambulatoria. Usted podrá retomar sus actividades diarias en unos días. Este tratamiento no precisa hospitalización y es una alternativa eficaz a la cirugía y los tratamientos hormonales.

3. Conservación del útero y de la fertilidad

Su útero permanece intacto y, por ende, su fertilidad. Existen varios casos documentados de embarazos posteriores al tratamiento, por lo que no se prevé que el tratamiento arruine sus planes anteriores de ser madre.

4. (FDA, Administración de Medicamentos y Alimentos)

El tratamiento ExAblate puede considerarse en pacientes que busquen opciones terapéuticas para los miomas uterinos que preserven la fertilidad. Un embarazo con la presencia de miomas uterinos conlleva determinados riesgos, que podrían incluir abortos espontáneos, posición fetal y placentación anómalas, hemorragia posparto y un posible aumento del riesgo de parto mediante cesárea. Se dispone de datos limitados sobre el desenlace de los embarazos en referencia a la seguridad gestacional tras el tratamiento ExAblate en mujeres que desean ser madre. Usted puede presentar un riesgo elevado de padecer complicaciones como parto prematuro, parto por cesárea, hemorragia posparto y desgarro uterino. Si se queda embarazada después del tratamiento ExAblate, debe ponerse en contacto inmediatamente con su [médico].

Font Resize